Si tu sistema operativo empieza a rendir peor, quizás deberías preocuparte

Si tu sistema operativo empieza a rendir peor, quizás deberías preocuparte

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Desesperado

Es algo muy habitual, que nada más que instalamos un sistema operativo de Microsoft o adquirimos un nuevo equipo, todo funciona estupendamente bien y todas las aplicaciones se abren al segundo de pulsarlas, pero que a medida que vamos instalando nuevo software y configurando el sistema, el rendimiento vaya empeorando.

En este sentido, hoy queremos diferenciar lo que puede ser una situación normal de algo que puede ser un problema más grave, vamos por partes.

Caída del rendimiento esperado

Algo que casi esperamos es lo que comentábamos en el párrafo de introducción, es normal que a medida que vamos cargando el sistema con más y más aplicaciones, Windows tarde más en iniciarse, en ejecutar las aplicaciones o en iniciar servicios.

Al final, tenemos un cierto hardware a repartir entre el sistema y las aplicaciones, por lo que a mayor número de aplicaciones que se tengan que ejecutar (incluyendo las de segundo plano que no vemos), menor reparto de hardware y peor rendimiento del sistema operativo.

En este sentido, debemos conocer cual es el rendimiento de nuestro sistema operativo una vez que esté completamente configurado y con el software instalado, debería ser algo peor que tras una instalación limpia, pero debería ser suficientemente bueno como para no preocuparnos.

Caída del rendimiento no esperado

Es aquí donde debemos preocuparnos, ya que si conocemos el rendimiento habitual de nuestro Windows 10, no hemos añadido más software, no ha cambiado nada, no tenemos fallos de hardware pero el rendimiento cada vez va peor o ha sufrido una caída importante, algo está pasando.

Existe una enorme cantidad de malware que puede estar causando esta situación, ya que debes tener en cuenta que las infecciones más habituales de hoy en día son aquellas que tratar en hacerse con tu equipo para utilizarlo para otros fines, por ejemplo, atacar a otras máquinas, hacer uso de tu hardware para la minería de monedas virtuales, ejecutar procesos de descifrado de claves y un sinfín de situaciones en las que un software mal intencionado trata de utilizar tu equipo (y otros miles o millones) para algo que requiere potencia bruta.

En este sentido, en Rootear te hemos presentado a lo largo de los años una enorme variedad de aplicaciones y trucos que pueden ayudarte dentro de la categoría de seguridad, por que te invitamos a que te des una vuelta por los artículos ya publicados y busques entre ellos la herramienta que más se acerque a tus gustos, pero si tienes dudas entre varias, no temas probar más de una, ya que las herramientas de lucha contra el malware casi siempre son compatibles entre ellas y además es posible que la acción combinada de varias logre solucionar tu problema con más rapidez y seguridad.

Por lo tanto, no lo dudes más y visita ya mismo nuestro apartado de seguridad en busca de consejos, configuraciones y aplicaciones con las que poner fin a este empeoramiento del rendimiento de forma rápida y segura.

Archivado en Malware, Seguridad, Windows 10
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (7)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs